jueves, 7 de agosto de 2008

Alabanza científica del café

En mis mejores tiempos, tomaba entre 10 y 12 tazas diarias de café. Ahora me conformo con unas seis, que igual producen reacciones tipo "como puedes dormir con tanta cafeína". Pues duermo tan bien como siempre.

Prefiero el expreso, a veces macchiato, es decir con una nube de leche. Reconozco que en Starbucks lo hacen muy bien, pero me las arreglo con versiones más baratas y con café a la americana hecho con Cafetal.

Pero siempre queda la sensación oculta que el café no es tan bueno... cancerígeno, adictivo, produce acidez, deshidrata... por suerte la ciencia estudia, y la Vieja Señora Gris recopila.

Resumiendo: el café no deshidrata, y puede considerarse como parte del consumo diario de líquidos (salvo que se tome en expreso triplemente concentrado o peor); no afecta al corazón y ni tiene efectos hipertensivos significativos; no es cancerígeno, y puede disminuir el riesgo de Parkinson y de diabetes tipo 2; no afecta significativamente la masa ósea, hasta el punto que un macchiato compensa el riesgo; e incluso puede ayudar al ejercicio, al aumentar la capacidad del cuerpo de convertir carbohidratos en energía.

Así que a tomar café...

1 comentario:

LOBO INQUISIDOR dijo...

Sufro del corazon.. he visto muchos medicos.. (mi ex incluida) y me dicen que puedo tomar cafe con morderacion. Era adicto al cafe asi que ahora tomo solo una taza o tres deca. No me siento nadita mal... pero aun extrano mis 6 a 8 tazas diarias de mi cafe brasileiro!