sábado, 30 de octubre de 2010

Sofía Vergara es una agente caviar de la CANATUR

Tanto rollo por la comparación desfavorable entre el Perú y Colombia en Modern Family. Tanto rollo porque ha sido una colombiana, haciendo de colombiana, la que nos ha ofendido. A mí también estuvo a punto de hervirme la sangre, hasta que comencé a averiguar. Un buen amigo que trabaja en la Fox, como encargado de lavarle los pies a Ed O'Neill, me contó algunas cosas que comparto con uds., y que nos permiten discernir que finalmente, los peruanos hemos comenzando a jugar el gran juego como los mejores.

Hace cosa de tres años, y preocupados por el éxito colombiano en atraer a turistas a su país, los especialistas en inteligencia turística de la CANATUR decidieron contratar a un compatriota (que no es mi amigo el que le lava los pies a Ed O'Neill, por si acaso) que podía penetrar las redes de creatividad de Hollywood, para que implantara la idea no de hacer una comedia o drama sobre los atractivos del Perú, porque ya se ha hecho varias veces, sino para que denigre, de costado, a Colombia. Con esto se buscaba que los turistas de mayores ingresos decidan que nuestros vecinos de arriba no merecen sus dólares, y por eso había que escoger, entre las joyas del collar andino, a las ricas montañas, hermosas tierras, risueñas playas de ya saben quién.

Nuestro hombre en Sunset Boulevard se dirigió a sus contactos en el inframundo de TinselTown, y gracias a la ayuda de Otto Maddox y Henry Spencer (el original, no el bamba local) ubicó al dealer de hierba de un asistente de Steven Levitan, el que estaba interesado en hacer un sitcom donde la segunda esposa de un respetable pero libidinoso local era peruana. Nuestros agentes lograron influir sobre Levitan para que en vez de una peruana, escogiera una colombiana, porque se buscaba que Sofia Vergara tuviera el rol. Las opciones peruanas no estaban dispuestas a hacer de tontas, de aprovechadas, y de latinas exuberantes pero esencialmente huecas, características esenciales en una latina de Hollywood, más en comedia. Nuestras actrices y modelitos jamás lo harían, especialmente por un rol en un sitcom en el prime time gringo.

Ya implantada la idea en la cabeza de Levitan, todo estaba hecho. Tenía el estereotipo negativo perfecto para venderle al mundo la idea que Colombia no valía la pena, porque claro, ¿quién querría visitar un país donde las mujeres son así? Entonces, contentos en la certeza de nuestro éxito, nos fuimos tranquilos. Contemplamos el éxito de Modern Family, y hasta lo celebramos en aras de la hermandad de los pueblos de Bolívar y porque Sofía Vergara es un hembrón.

Hasta que un caviar (siempre hay un caviar en cualquier historia peruana reciente, siempre) infiltrado en la CANATUR (siempre están infiltrados, salvo en las ONG), logró enviarle un mensaje subliminal a Sofía, usando el método habitual (turrón de doña Pepa pepeado; ¿ven? por eso todo este rollo ocurrió en octubre) para que diera un mensaje que hiciera hervir la sangre a los peruanos bien nacidos, es decir, a los que no son caviares. Lo logró. El director del Arkham Announcer dijo públicamente, en memorable pico a pico con Claudia Cisneros, que esto le hacía hervir la sangre. Es sabido que las personas a las que les hierve la sangre no duran mucho en este valle de lágrimas, así que listo. La caviarada lograría su objetivo: acabar con su máximo archienemigo.

Esa es la explicación. Todo ha sido un éxito. La credibilidad de Colombia está por los suelos, y el susodicho director está más cerca de la jubilación anticipada. Celebremos, celebremos. Pero en vez de gastarnos la plata en Ron de siete años y Pisco Biondi, guardémosla para cuando la chanchita de Godoy.

Se sufre pero se goza...

3 comentarios:

Luis Enrique Alvizuri dijo...

Señor Villanueva:

1. ¿Y ahora resulta que también un "caviar" es el culpable de la fama que tenemos los tres millones de peruanos en el extranjero por culpa de las pésimas condiciones de vida en el Perú?

2. Usted quiere tapar el Sol con un dedo y negar lo evidente: los peruanos, fuera de nuestra patria, tenemos la fama que tenemos porque eso es lo que somos y hacemos.

3. ¿Por qué cree usted que los peruanos que disfrutamos de una cómoda posición aquí nos hemos nacionalizado del país de nuestros "ancestros" o estadounidenses para poder viajar al extranjero? Porque sabemos cómo se trata a un peruano, tanto en el aeropuerto como en cualquier parte.

4. Usted pretende decir que eso es falso, y que solo es culpa de un enemigo político interno. Solo usted se lo cree. ¿O tal vez no ha viajado nunca, ni a Bolivia, para saber qué hacen nuestros compatriotas allí? Debe ser eso. Ignorancia supina.

Muchas gracias.

xaxo6v dijo...

Te salió paja el texto de ficción...
tan real como el floro de los alumnos que intentan aprobar el curso de TICs sin leer a Wolton

M dijo...

Buen intento.
Pero ese tipo de alucinadas sólo le salen bien a Aldo.